lunes, 3 de diciembre de 2007

El SÍ al NO

Por lo que he leído, al único que lo sorprendió la victoria del no fue a mí. Y lo reconozco, pensé que íbamos a dar paliza a la hora de contar los votos. Así que el domingo, como siempre después de la misa, me devolví a mi casa a esperar la prórroga porque macho que se respeta vota en la prórroga. A diez pa las cuatro, en compañía de mi unigénito me arranqué pal Lucila Palacios, lugar donde actualmente voto y en tiempos pretéritos estudié la primaria. Me tocó la mesa ubicada en 3º “B”, donde casualmente cursé 3º grado con la maestra Cecilia. Mi hijo fue el encargado de manipular la máquina y depositar el comprobante en la urna pasadas las cuatro de la tarde. A golpe de siete de la noche me senté frente al tele a esperar el boletín del cne. Duro fue el golpe que recibí en la madrugada del lunes, quedé desconcertado. Medio oí a Chávez y me fui a dormir.
Se ha dicho de todo de lado y lado. Al parecer hay tres millones de votantes que son desde “traidores” hasta “decepcionados”. No votaron en contra, pero tampoco a favor. Interpreto que se abstuvieron en contra de la reforma pero no en contra de Chávez. Tres millones de venezolanos que no deben tener trabajo, o en todo caso uno no muy bien remunerado. No deben tener ningún tipo de beca, ayuda o dádiva, o tendrán una no muy jugosa que exija perder todo un día en una cola del banco industrial. Tres mil votantes fuertes que no han recibido crédito, ni fundado una cooperativa, ni enganchados en pdvsa. En ese grupo deben estar todos los que han sufrido atropellos u omisiones de funcionarios públicos, los que ven cómo esos mismos atropelladores hacen negocios y cobres, los que saben o son testigos de casos de impunidad. Ahí están, pa terminar ya, los que creen que a Chávez lo tienen engañado, que está rodeado de lo peorcito y que sin ser corrupto encabeza un gobierno corruptísimo.
El psuv se estrenó de manera muy inoperante en cuanto a movilización. Ellos están pendientes de otras cosas que nada tienen que ver con el compromiso histórico. La derrota es de ellos más que de nadie. Se supone que la maquinaria electoral es responsabilidad de ellos y al parecer no hizo mucho. Los antiguos dirigentes o aspirantes a militantes ahora son simples diputados o alcaldes y no se visten tan de rojo. El partido, hay que decirlo, empezó con el pie izquierdo y mal.
Debería haber un corte intenso de cabezas en los próximos días. Empezar por los connotados escuálidos que ocupan cargos de confianza arrechos en ministerios e institutos dependientes del gobierno nacional. Los diputados deberían estar obligados a resolver el problema de los mercales comprando ahí, calándose la cola, el racionamiento y el desabastecimiento. Los funcionarios del seniat podrían ir al trabajo en microbús o en carrito para tratar de solucionar el peo del transporte público. Los muchachos del comando Zamora o Zamuro deberían renunciar a cualquier responsabilidad política y empezar de nuevo como soldados rasos y con humildad aprender a hacer bien las cosas.
La gente no quiere más leyes por la simple razón de que no se cumplen. La misma constitución es irrespetada por organismos dependientes del gobierno nacional. Lo de la ley de tránsito terrestre y su reglamento es de antología. Su lectura es obligatoria a la hora de sacarse la licencia de conducir, así que no se explica que gente con licencia la viole por desconocimiento. Eso ocurre con muchas leyes de uso cotidiano, como la del indecu, por dar otro ejemplo, cuyo incumplimiento afecta directamente a los que fueron a votar y a los que no.
La autocrítica es necesaria, no el lloriqueo o la echadera de culpas a la base de tres millones. No creo que la dirigencia sepa hacer eso, así que hará lo de siempre: unas profundas reflexiones y unos cambios radicales para que todo quede exactamente igual. Ojalá que Chávez no los deje y haga lo que la base de tres millones le pide con su silencio del domingo.
No podemos negar que los que más se alegraron con estos resultados fueron Uribe y Bush. El pobre Hermann Escarrá se quedó más solo quel coño y el doctor Caldera al parecer se lanza en las próximas elecciones.

3 comentarios:

monjeortiz dijo...

Te diría “comulgo con tú opinión”, sí practicase el sacrificio como religión, pero, agregaría más, todo en tono de pitoniso…
“esta pronto el momento, en que los famosos gordos y el gocho Arias, (dicho con toda la CAP notación), consigan como buenos malabaristas, ilusionistas, magos o tahúres, la culpa.
La culpa estara en la actuación de otro. Siempre hay otro.
La culpa no es huérfana, siempre es hija de otro, que es casi como ser hija de puta.

Tu amigo argenis

democrata liberal dijo...

saludos.
Pana, yo soy un opositor a Chavez desde 1998. Nunca crei en la violencia como medio para la solucion de problemas sociales. El Curriculum de Chavez me daba mala espina ya. Luego, su ego creciente, sus iniciativas economicas ultra-populistas que en nada ayudan a crear una poblacion trabajadora, su abuso de poder, y especialmente su manera de humillar a sus misma gente me hicieron un anti-chavista a ultranza. Pero luego, varios familiares mios cercanos recibieron en una misma semana una carta de despido de sus trabajos al menos de que retiraran una firma que expresaba un sentir politico sagrado y personal.Yo me volvi guarimbero, y no dejare de luchar hasta no ver a Chavez fuera. No se trata del socialismo, con el cual estoy de acuerdo siempre que sea moderno y respetuoso de los derechos individuales. La democracia no esta en los votos solamente, esta en la forma de gobernar, en las palabras, en las acciones diarias.

Palabras como las tuyas son tan ciertas, tan inteligentes, que me da lastima ver como una verdadera generacion de social-democratas o socialistas como tu, se pierden en la marea de la idolatria a un militar egolatra y grosero, y aun grupo de ex-adecos que en nada representa a su gente y que han malversado las riquezas de la nacion (Chavez como primer autor) hasta mas no poder.

Pana, tu eres el futuro. No Chavez. Su sue#o de pais no puede estar superditado a la existencia de una persona, carajo.

El 2D , el chavismo lo perdio todo por apostarlo todo, por su mania de no contrariar la opinion de uno, por su amor al idolo,por su borrachera de poder, por su delirante triunfalismo.

Anónimo dijo...

"Palabras como las tuyas son tan ciertas, tan inteligentes, que me da lastima ver como una verdadera generacion de social-democratas o socialistas como tu, se pierden en la marea de la idolatria a un militar egolatra y grosero, y aun grupo de ex-adecos que en nada representa a su gente y que han malversado las riquezas de la nacion (Chavez como primer autor) hasta mas no poder".

Totalmente de acuerdo!!